Blog de Psicología Organizacional y Recursos Humanos.

16 de diciembre de 2007

Al momento de buscar trabajo, los argentinos establecen prioridades

En la decisión, entran en juego aspectos como la remuneración, la estabilidad laboral y las oportunidades de formación profesional. No obstante, también buscan estar rodeados de buenos compañeros. Las empresas, en tanto, deben esforzarse y competir para ofrecer las mejores condiciones


Los argentinos priorizan la remuneración, la estabilidad laboral y las oportunidades de formación profesional a la hora de buscar un nuevo empleo. Aunque también consideran como “muy importante”, en alto grado, el estar rodeados de buenos compañeros de trabajo.

Estos datos se desprenden de la encuesta permanente del sitio www.elsalario.com.ar que administra el Centro de Estudios de la Nueva Economía (CENE) de la Universidad de Belgrano (UB).

Sobre un total de 8.000 casos, el 85,7% de los encuestados manifestó que es “muy importante” un buen sueldo a la hora de buscar empleo y el 11,7% lo consideró como “algo importante”.

En un rango similar se ubicaron la estabilidad laboral, con el 80,1% y la posibilidad de formación con el 70,9%.

Pero más allá de los obvios intereses económicos que se ponen en la balanza al pensar en nuevo destino laboral, el 49,1% de los consultados destacó también como “muy importante” contar con “buenos compañeros de trabajo”; el 27,9% lo estimó “algo importante” y el 16,9% como “importante”.

Para Sergio Reboredo, gerente de Recursos Humanos de Bumeran.com, “ es bárbaro trabajar con amigos y en un buen clima laboral, es sumamente divertido y el tener sistemas de referencia similares acelera la toma de decisiones, no distraerse en cuestiones personales sino centrarse en la tarea”.

El sondeo también midió la importancia que tiene la reputación de la empresa. El 47% la ubicó en el grado de “muy importante”, mientras que el 26,9% como “algo importante” y el 16,9% en la categoría de “importante”.

La distancia entre trabajo y domicilio fue parte del sondeo. Al respecto, el 30,1% lo ubicó como un punto “muy importante” a tener en cuenta al buscar trabajo. El 20,8% dijo que es “algo importante” y el 26,6%, “importante”.

Algo similar ocurrió con el tiempo de desplazamiento entre los dos ámbitos: el 37,7% lo calificó como “muy importante”, el 20,7%, “algo importante” y el 23,5%, “importante”.

En el caso particular de los empelados más jóvenes, Silvina Guerra, gerenta de Empleos de Direcciona sostiene que “los obstáculos hoy son que los chicos son más exigentes, buscan trabajos cerca de la universidad o de su casa, con horarios que les permitan estudiar. Hoy los jóvenes hasta rechazan propuestas y se bajan del proceso cuando llegan al examen psicotécnico, ya habiendo hecho dos o tres entrevistas, por una cuestión salarial o porque recibieron una oferta mejor”.

En tanto, según Martín González Parra, socio y director de Worktec, empresa organizadora de ferias de empleo destinadas a estudiantes, “hoy los jóvenes se dan el lujo de decir que no a algunas propuestas, sobre todo aquellos que cursan carreras de ingeniería y de sistemas, los que por lo general son muy jóvenes y entre siete y ocho meses, cambian de empleo por diferencias salariales hasta de $100”.

¿Dónde está la motivación?
En tanto, la consultora de Recursos Humanos Adecco presentó semanas atrás un estudio para explicar cuáles son los principales factores que motivan a los argentinos respecto a permanecer –o no- en las compañías y en sus puestos de trabajo.

Así, a través de esta investigación, realizada entre empleados que trabajan en distintas industrias y servicios, Adecco se propuso revelar los principales interrogantes respecto a las inquietudes e intereses que se presentan actualmente en el mercado laboral argentino.


Ante la pregunta ¿qué aspectos considera mas importante de su compañía? El 31,29% de los encuestados manifestó que la reputación de la compañía en el mercado es uno de los aspectos positivos preponderantes. En segunda posición -con un 27,2%- se ubicó un clima laboral agradable y luego siguen en orden decreciente: la posibilidad de obtener ascensos internos; el plan de carrera y el balance entre la vida laboral y personal.

En este sentido, desde Adecco señalaron que “para las organizaciones, las acciones tendientes a la mejora del clima interno resultan esenciales junto a la implementación de un programa que contemple el desarrollo de carrera y profesional, para poder retener talentos de alto desempeño y potencial”.

En cuanto al abordaje de los salarios, el 40,32% de los encuestados consideró que su remuneración está en el promedio del mercado; un 36,1% lo consideró que está por debajo y en tercer término, un 12,39% sostuvo que percibe como salario mucho menos del promedio.

Estos índices son sumamente interesantes para las empresas ya que en cierta medida, una política de salarios incorrecta, incrementa el nivel de rotación en el mercado, con la consecuencia de pérdidas valiosas para la compañía, por mejores ofertas laborales.

El estudio fue realizado sobre una base de 2.300 personas, a nivel nacional, en un rango entre 22 y 55 años. Otro dato interesante que surgió es que el 17,18% de los entrevistados, viabilizan su oportunidad de crecimiento fuera de la compañía en la que se encuentran. A su vez, el 30,9% considera crecer en su rubro, pero fuera de su compañía, contra el 34,62% que tiene por objetivo a corto plazo crecer internamente.

“Considerando este punto, las empresas deberán reflexionar sobre las políticas de Recursos Humanos, orientadas a favorecer el desarrollo del capital humano con que cuentan y su motivación”, destaca el informe de la consultora.

Respecto de la motivación en el trabajo, la encuesta destaca dos aspectos opuestos: en primer lugar el 22,56%, consideró estar motivado para contribuir al éxito de la compañía y de ese porcentaje un 14,44% señaló que se siente reconocido.

Sin embargo, al mismo tiempo un 20,34% de los encuestados reconoció no sentirse reconocido, factor que impacta en forma directa con la motivación personal.

De estos resultados se concluye que aquellas compañías que no tengan una cultura orientada al reconocimiento y la valoración del capital humano con que cuentan, deberán tomar acciones correctivas en el corto plazo o bien afrontar las consecuencias directas sobre aspectos como calidad de servicio, eficiencia y productividad que tales políticas generan.

En tanto, los resultados de otro estudio de la consultora, coincide con el elaborado por el CENE, ya que indica que al momento de evaluar una nueva oferta laboral, los participantes de la encuesta encuentran principalmente atractiva la adquisición de nuevas responsabilidades, como asimismo un plan de carrera y un balance entre la actividad laboral y la personal.

Buscar Por tema

Búsqueda avanzada